DEDICADO A MI NIETA, A MIS HIJAS Y A TODO AQUEL AL QUE LE GUSTE COCINAR Y LO HAGA CON AMOR.

martes, 28 de junio de 2016

FIDEOS CON CABALLA


Esta receta es totalmente isleña, de nuestra cocina popular y tradicional que se ha recuperado como uno de los platos saludables de nuestra gastronomía. Elaborado con ingredientes de la zona.


INGREDIENTES: (4 personas)

2 caballas
1/2 kilo de tomates maduros
1 cebolla mediana
2 dientes de ajo
1 pimiento verde
1/2 vaso de aceite de oliva virgen
300 gr. de fideos grosor mediano (se puede poner más grueso o más fino según el gusto)
1 cucharadita de sal
1 pastilla de caldo de pescado (opcional)
2 hojas de laurel


Ponemos 1 litro de agua a hervir con las dos hojas de laurel y las caballas limpias.


Cocer las caballas durante unos minutos.


Picar la cebolla, el pimiento, los ajos y el tomate.


Reservar las caballas cocidas.


El agua de cocer las caballas se reserva.


Colamos el agua por si queda alguna espina.


Ponemos al fuego una sartén con el aceite.


Cuando esté caliente se añade la cebolla, pimiento y ojos picados.


Bajar a fuego medio y remover para que se haga el sofrito.


Cuando se ve la cebolla pochada se agrega el tomate. 


Dejar que se haga el sofrito removiendo de vez en cuando.


Cuando se ve que el aceite se separa ya tenemos el sofrito en su punto.


Mientras se hacía el sofrito hemos limpiado las caballas de espinas y troceado.


Pasamos el sofrito por el pasapurés o trituramos con la batidora.


Añadimos el agua reservada de haber cocido las caballas. Y llevamos a ebullición. En este momento añadimos la sal y la pastilla de caldo si vamos a utilizarla.


Preparamos los fideos para añadir cuando empiece a hervir.


Tenemos cociendo hasta que los fideos estén tiernos, removiendo para evitar que se agarren al fondo y se mantengan sueltos.


Cuando apartamos del fuego se añaden las caballas que ya tenemos desmenuzadas.


¡Buen provecho! 




domingo, 8 de mayo de 2016

BIZCOCHO DE ZANAHORIA Y AVELLANAS



Existen miles de recetas de bizcochos y tartas de zanahorias. Esta receta la he hecho cogiendo ideas de unas y otras y haciendo una como he creído que me va a gustar más. 
El aroma es exquisito.


Lo primero que hemos de hacer es poner a precalentar el horno a 180º y preparar el molde donde vamos a hacer el bizcocho. Me gusta forrar el molde con papel de aluminio antes de engrasarlo porque facilita mucho sacar el bizcocho una vez horneado.

INGREDIENTES:


3 huevos
250 gr. de zanahorias
150 gr. de aceite de girasol
200 gr. de harina de repostería
1 sobre de levadura
75 gr. de azúcar moreno
1 cucharadita de canela molida
1         "           "  jengibre en polvo
1 pizca de sal
60 gr. de avellanas
60 gr. de pasas hidratadas en agua tibia.
Mantequilla para engrasar el molde

PREPARACIÓN:


Ponemos en el vaso de la máquina las zanahorias peladas, lavadas y troceadas. Picamos durante 5 segundos a velocidad 4. Bajamos los restos de las paredes del vaso y volvemos a triturar 5 segundos a velocidad 5.


Reservamos.


Ponemos en el vaso los huevos, el azúcar y la pizca de sal. Mezclamos durante 2 minutos a temperatura 37º velocidad 5. 
Añadir el aceite y mezclar 12 segundos a velocidad 4.


Añadimos la harina con la levadura tamizándola con un colador sobre el vaso.


Añadimos la zanahoria reservada, la canela y el jengibre. Mezclar 20 segundos a velocidad 4.


En el mortero trituramos las avellanas dejándola a trocitos pequeños. Esta operación la podemos hacer en el vaso después de haber triturado y reservado las zanahorias. Reservando las avellanas aparte. Hay que tener cuidado cuando se trituran las avellanas en el vaso de no pasarse y hacer una papilla aceitosa.


Por último ponemos en el vaso las pasas que habremos hidratado en agua tibia y las avellanas. Mezclamos con la pala y vertemos en el molde.


Meter al horno a 180º,  con la bandeja a media altura,  durante 45 minutos. 


Comprobamos que está cocido pinchando con una varita de metal que debe salir sin restos.


Dejamos enfriar sobre una rejilla y cuando esté frío se decora con azúcar glass.

Otra opción es decorarlo con una crema de queso cremoso batido con azúcar y salpicado con trocitos de avellanas.






viernes, 15 de abril de 2016

ARROZ CON BALACAO Y GAMBAS


Una receta elaborada con Thermomix pero que se hace perfectamente de forma tradicional. Para los que no tienen la máquina os dejaré los paso a seguir para hacer el arroz en cazuela.




INGREDIENTES: Para 2 personas.

200 gr. de arroz
250 gr. de bacalao desalado
200gr. de gambas (he utilizado gambas congeladas)
12 cuartos de alcachofas congeladas y un puñado de guisante (opcional)
1/2 litro de caldo de pescado (o pastilla de caldo si se usan gambas congeladas y no podemos hacer el fumet; otra posibilidad es si tenemos fumet guardado)
60 gr. de tomate triturado
1 cebolla
3 dientes de ajo
60 gr. de aceite de oliva 
1 cucharada de pimentón dulce
1 pizca de sal

PREPARACIÓN:


Poner en el vaso la cebolla troceada, los dientes de ajo pelados y el tomate triturado.
Picar a velocidad 6 unos 8 segundos. Bajar los restos de las paredes del vaso y repetir la operación.



Reservar.


Colocar la mariposa en el vaso y poner el bacalao y el aceite. Programar 7 minutos, Varoma. Giro a la izquierda. Velocidad cuchara.


Reservar el bacalao aparte de las verduras trituradas.


Poner las gambas peladas en el vaso. Programar 5 minutos, Varoma, Giro izquierda, cuchara.


Reservar con el bacalao.


Poner en el vaso las verduras reservadas y las alcachofas. Programar 10 minutos, 100º, giro izquierda, cuchara.


Añadir el caldo que tendremos disuelto en agua con una pizca de sal y una cucharada de pimentón dulce. Si tenemos fumet hecho con las cáscaras de las gambas, en caso de usarlas frescas, no tendremos que poner la pastilla de caldo y añadiremos un poco más de sal.


Poner en el vaso el caldo y un vaso de agua hasta completar el medio litro. Programar 10 minutos. 100º. Giro izquierda. Cuchara. Añadir el arroz y programas 15 minutos. 100º. Giro izquierda. Cuchara.


Cuando falte un minuto se añade por el brocal el bacalao y las gambas reservadas.


Si queda poco caldoso puede añadirse un poco de agua. 


Tener en cuenta que en el tiempo de reposo, unos 5 minutos, el arroz absorbe caldo.

Receta tradicional:

1. En una cazuela ponemos el aceite a calentar y rehogamos el bacalao y las gambas. Reservamos.

2. En el mismo aceite hacemos un sofrito con la cebolla picada fina, los ajos picados y el tomate triturado. Si lo queremos más fino podemos batir el sofrito con la batidora. 

3. Poner en el refrito las alcachofas y los guisantes (si se van a utilizar); rehogar unos 5 minutos.

3. Verter sobre el sofrito el caldo hecho con una pastilla de caldo de pescado o el fumet hecho con las cáscaras de las gambas si las hemos utilizado frescas. Poner una cucharada de pimentón dulce y una pizca de sal. En esta receta tendremos que tener cuidado con la sal por el bacalao y por la pastilla de caldo que también es salada.

4. Completar el medio litro de agua. Y llevar a ebullición.

5. Añadir el arroz y cocer unos 15 minutos. Añadir un poco de agua caliente si fuera necesario. Un minuto antes de apartar se añade el bacalao y las gambas reservadas.

6. Espolvorear perejil picado.